Encuentro de docentes nuevos: el Ideario Corazonista en acción



CREER EN EL AMOR DE DIOS

Encontrarse en comunidad implica abrirse profundamente al conocimiento del otro: diferente, distinto, cargado de experiencias diversas… Otro, diferente, pero igual, que suma a mi persona. En este encuentro, confiados y guiados por el amor de Dios como lo hiciera el Padre Coindre, vivimos el diálogo como expresión comunitaria, que nos acerca como familia.


Durante los encuentros virtuales, el Hermano Emilio, como voz cantante de este rebaño, nos invitó a un recorrido histórico a través de las obras de arte, mediante el que no solamente nos puso en contexto de nuestra historia como institución al servicio del prójimo, sino que nos invitó a un ejercicio de acercamiento entre los nuevos profesores y con nosotros mismos.


Nuestro ideario justamente invita a esto, a encontrar la complementariedad en lo distinto, a potenciarnos en Cristo, para encontrar nuestra unidad y fortaleza.


VIVIR DEL AMOR DE DIOS

Tibio sábado en Buenos Aires, día perfecto para un encuentro cara a cara. Cita que nos encuentra algo tímidos en principio, aunque, con el correr del día, nos vamos sintiendo más cómodos y sueltos. El espíritu de fraternidad de nuestros hermanos fundadores se hace presente, somos varios, cargados de historias y ganas de compartir. Cantamos al sol, todavía retraídos, aún sin reconocernos, sin mezclarnos... Vero y Gaby con su alegría nos alientan, nos invitan al encuentro, que poco a poco va sucediendo.


La primera sorpresa: reconocernos en el carisma Corazonista. ¡Cuánta emoción saberse plenamente en familia, compartiendo ganas, ilusiones, preocupaciones y la fe inquebrantable de que el Sagrado Corazón nos cobija! Así, amparados en su cobijo, la comunión fluye. Todos y todas vamos cobrando voz, protagonismo sin estridencias, pues cada quién trae en su mochila una verdad que nos complementa: los más jóvenes con su candor idealista contagian vitalidad, los de mediana edad aportamos una experiencia que no es cerrada, se expande y crece junto a los demás.


La misa de cierre corona la jornada con broche de oro, haciendo realidad lo que reza nuestro ideario: “La espiritualidad de la comunión, vivida en la comunidad educativa, es una llamada permanente, en construcción dinámica…”. Así fluyó el encuentro, en el que más allá de nuestro rol profesional, ahondamos en nuestro sentir como familia Corazonista.


DIFUNDIR EL AMOR DE DIOS

El carisma Corazonista es el regalo que Dios nos da para llevar al mundo, es quizás esta la convicción más potente y patente que nos llevamos de cada encuentro. Convicción de que la pedagogía de la confianza guía nuestra labor en la formación integral de los niños y jóvenes, una pedagogía de la confianza que se sustenta en la convicción de la bondad que encierra el corazón humano, para que descubran sus dones y puedan ponerlos al servicio de Dios y de los demás. Una pedagogía de la confianza que los anime a vivir su fe y compromiso cristiano en la transformación del mundo, en la que se valore y defienda la centralidad de la persona y su crecimiento en todas las dimensiones, comprometidos en la promoción de una calidad educativa transformadora, en la que la institución se involucre profundamente para construir comunidad a nivel local, nacional y global, amparados siempre por el carisma del Sagrado Corazón.


Carolina Longo (Villa Gral. Belgrano)







Etiquetas
Publicaciones destacadas
Publicaciones recientes